Publicidad Bajar al sitio
| Infocampo, noticias del campo

Los curtidores aseguran que cumplen el acuerdo firmado con el gobierno

En el marco del incremento en las retenciones lácteas, y la posible suba de este gravamen para el sector cárnico, todos reclaman un freno a las medidas y buscan prevenir una suba de precios. En este contexto, Eduardo Wydler, representante de CICA, aseguró que, de acuerdo a lo convenido con el gobierno, los curtidores están pagando un 5% más -a los frigoríficos- en cada operación concertada. Sin embargo, algunas plantas de faena manifestaron que el convenio está siendo birlado.

26.07.2005
Infocampo
Infocampo

El representante de la Cámara de la Industria Curtidora Argentina (CICA) informó en Infocampo TV que, hace más de un mes, la cámara firmó, a pedido del gobierno, un acuerdo que establecía que los industriales pagarían un 5% más por el cuero a los frigoríficos.

Wydler destacó que “técnicamente, este aumento no tendría influencia sobre el precio de la carne al mostrador”, y agregó que “el gobierno solicitó una colaboración, que nosotros calificamos de solidaria, y comenzamos a pagar 5% más sobre cada operación libremente concertada por proveedor y cliente”.

×

Frente a los reclamos de algunos frigoríficos sobre el supuesto incumplimiento de este acuerdo, el dirigente manifestó que “ya hemos acercado a la Secretaría (de Agricultura nacional) un elemento muy simple y sencillo que cualquiera puede observar: las facturas”.

En este sentido, destacó que “la Secretaria ha tomado nota, y están analizando la documentación acompañada”, para agregar que “iremos adjuntando más”.

Por otro lado, Wydler consideró que el cumplimiento de este acuerdo constituye un gran esfuerzo para el sector, ya que en esta época del año el mercado internacional “está en baja”, a causa de las vacaciones del hemisferio norte.

Asimismo, el dirigente sostuvo que “el ingreso del verano hace que, por la moda y las características estacionales, el cuero tenga una demanda inferior”.

De esta manera, consideró que el escenario actual requiere un esfuerzo aún más importante por parte del sector curtidor, ya que “no solamente apoya la propuesta del gobierno de defender la estabilidad en general, sino que además asume el compromiso de no trasladar ese incremento a la cadena del cuero de la manufactura”.

Wydler aseguró que “estamos cumpliendo ambos compromisos, lo que es muy importante desde el punto de vista del propio sector”.

Las retenciones en la mira de todos

Frente a las medidas tomadas a favor de la suba en retenciones lácteas, y la posible suba de los gravámenes sobre la carne, el dirigente sostuvo que no sería lógico incrementar las retenciones también a los curtidores.

Así, argumentó que “no sería razonable porque el cuero y la carne, en este aspecto, no tienen ninguna relación”.

Por otro lado, consideró que “sería perjudicial actuar en contra de las necesidades del sector curtidor en cuanto al cuero, no solamente porque aumentaría el precio del producto curtido en la cadena de valor, sino porque eso generaría, al corto plazo, una gran cantidad de desocupación”.

Wydler destacó que “nosotros directamente tenemos más de 20 mil puestos de trabajo y el conjunto, indirectamente, con la cadena, supera los 60 mil”.

El dirigente, sostuvo que “desde el cambio experimentado por el sistema económico hace algunos años, la cadena de valor del cuero ha comenzado a tener una recuperación”.

En este sentido aclaró que “me refiero a la industria del calzado y la marroquinería, que han ido reemplazando importaciones y empezaron a exportar”.

Wydler fue más allá y aseguró que “para ellos es vital la posibilidad de acceder a un cuero curtido que, gracias a un trabajo de largo plazo, con inversión, tecnología y capacitación, es hoy un cuero de certificada calidad y que puede ser utilizado para competir con los principales productos del mundo”.

Así, argumentó que “los turistas, cuando llegan a la Argentina lo primero por lo que se interesan es por adquirir productos de cuero”.

Mirando a la competencia

Por otro lado, aclaró que “en este momento, en la Argentina, estamos pagando el precio más alto de Sudamérica por los cueros”.

Wydler confirmó que nuestros vecinos tienen precios muy inferiores, especialmente Brasil, “cuyos precios son casi la mitad de los nuestros”.

En relación a nuestro socio en el Mercosur, el dirigente destacó “este país tiene 41 M de cabezas faenadas al año y, por supuesto, es uno de los principales abastecedores de cuero del mundo”.

“Tengamos una idea de lo que eso significa en cuanto a las influencias de los mercados”, disparó.

La versión oficial

Por su parte, el Subsecretario de Agricultura, Javier De Urquiza, conversó con Infocampo radio y se refirió tanto a las subas de retenciones como a la situación de precios.

En este sentido, sostuvo que “esto es un esfuerzo de todos, porque lo más importante es mantener los índices dentro de cierta normalidad, para que la incidencia inflacionaria, ese fenómeno que tanto mal le hace a la Argentina, no pueda aparecer”.

Verónica Scornik

vscornik@infocampo.com.ar

Tags