Publicidad Cerrar X

Intersiembra Maíz-Soja en Armstrong

Claudio Del Vecchio se puso en contacto con Infocampo para contar su experiencia. La densidad lograda es de 70.000 plantas de maíz por ha y 360.000 de la oleaginosa. Para sembrar soja adaptó una fertilizadora de maíz.

Claudio Del Vecchio se puso en contacto con Infocampo para contar su experiencia. La densidad lograda es de 70.000 plantas de maíz por ha y 360.000 de la oleaginosa. Para sembrar soja adaptó una fertilizadora de maíz.
infocampo

La inventiva y la apuesta del productor argentino no tiene límites y ni bien vislumbra que puede aprovechar un negocio intenta implementarlo con pruebas y ensayos. En este caso, y con el objetivo de emular los trabajos que se están haciendo principalmente en Buenos Aires, Claudio Del Vecchio decidió probar la intersiembra maíz-soja.

El productor se puso en contacto con Infocampo para difundir la tarea que está realizado en una franja de 4 hectáreas en un lote a 8 km al sur de Armstrong, Santa Fe.

Estrategia. El 6 de septiembre se sembró maíz (Dekalb 684 rr), a 1,575 m con una sembradora a 52,5 cm, dejando dos surcos sin sembrar para luego implantar la soja. Se hizo con una máquina convencional, sin poner semillas en los tachos de los surcos que no quería sembrar y aumentando la densidad en los surcos utilizados.

Se lograron 11 plantas de maíz por metro, lo que significa unas 70.000 plantas por ha, una densidad inferior a la óptima en la zona (entre 75.000 y 80.000 plantas en lotes de punta). “Como no apunto a un rendimiento máximo de maíz no creo que sea una limitante que falten algunas plantas, es decir, yo con este ensayo no busco un rinde aceptable para la zona y que me permita hacer bien la soja”, explicó Del Vecchio.

Cuando el maíz tenía quinta y sexta hoja, el 4 de noviembre, se sembró una soja DM 4800 con una fertilizadora de maíz, incorporadora de urea, que tiene despeje bastante alto para no dañar al maíz al sembrar la soja. “Como no tiene placa de siembra sino un rodillo chevron, le busqué el engranaje de soja que mejor se adaptaba a lo que yo quería, que eran 25 a 26 semillas de soja por metro en cada surco y le acomodé los tapadores y la profundidad; además, se sacaron los cuerpos fertilizadores para que no choquen las plantas de maíz”, indicó Del Vecchio. La densidad lograda es de 360.000 plantas por ha.

Cuidados. El maíz se fertilizó a la siembra con 150 kg/ha con una mezcla de nitrógeno, fósforo y azufre. En estado V4 se pusieron 220 kg/ha de urea granulada. En lo que respecta a la soja, a la siembra se pusieron 140 kg/ha de  fósforo y azufre. Para el control de malezas, se hizo una aplicación en preemergencia de maíz de 1,5 litro por hectárea de Roundap Full 2 y 2 l/ha de atrazina. Cuando el maíz estaba cerca de floración y la soja ya en tercera hoja se hizo otra aplicación de Roundap.

El momento de cosecha del maíz se calcula para fines de febrero o primeros días de marzo (habrá que hacer algo en el cabezal maicero para que los pontones no dañen la soja). La oleaginosa se trillará a fines de marzo principios de abril.

Juan Ignacio Martinez Dodda
jdodda@infocampo.com.ar

Seguí leyendo:

Temas relacionados: