Publicidad Bajar al sitio
| Infocampo, noticias del campo

Reclaman un sistema tributario que “aliente a trabajar y a producir”

Fernando Gioino, presidente de Coninagro, manifestó su preocupación frente a la negativa del gobierno para reducir las retenciones y mostró su rechazo contra la medida para limitar el precio de la faena. Gioino reclamó un sistema tributario que "aliente a trabajar y a producir", y la creación de un "programa del sector agropecuario con todos sus rubros", en el marco de una charla fluida sobre las necesidades del sector.

02.09.2005
Infocampo
Infocampo

Gioino expuso en Infocampo TV que “realmente nos preocupa el tema retenciones, porque vemos que, desde el sector público, no hay interés por variarlo”.

Así manifestó que “de a ratos es un instrumento fiscal y, luego, en otro momento, pasa a ser un instrumento de control de precios”.

×

En este sentido, sostuvo que “esto es actuar sobre los efectos y no sobre las causas”.

Por otro lado, el presidente de Coninagro expresó que “en alguna manera, preocupa que esto sea fundamento de toda la recaudación”.

Así, agregó que “uno apuesta a que se puedan sacar todos los impuestos distorsivos y crear, para la Argentina, un sistema tributario mejor, que aliente a trabajar y a producir, para no recurrir a este arma como medida de bombero”.

Gioino se refirió al aumento en las retenciones en el sector lácteo y consideró y que esta suba “no es adecuada, porque va a desmotivar una producción que venía creciendo y estaba saliendo de una crisis importante”.

Por otro lado, y teniendo en cuenta que los consumidores sufren aumentos de precios, mientras los productores se quejan de que las industrias les quieren bajar el valor a ellos, consideró que “esto no es bueno para nadie”.

El presidente de Coninagro agregó que “de todas maneras, yo creo que la oferta y la demanda podían regularizar en su momento las situaciones”.

Asimismo, sostuvo que “es necesario, evidentemente, acudir a más producción, para evitar estos desfasajes”.

Gioino destacó que “acá es donde se necesitan nuevas políticas, y esperemos que de acá en adelante se puedan implementar”.

Aumentar la faena, pero con incentivos

Con respecto a la medida que desde el 1 de noviembre, limitará el peso de faena, Gioino destacó que “nosotros advertimos que esto iba a ocurrir, porque la demanda se venía incentivando”.

En ese sentido, agregó que “sabíamos que si seguíamos trabajando bien en sanidad, los mercados iban a estar”.

El dirigente señaló que “esto pasa y, cuando ocurre, en vez de aprovecharlo, como hacen países vecinos nuestros, que ya son importantes exportadores mundiales, acudimos a este tipo de medidas desalentadoras”.

Gioino expuso que “nosotros, los productores, aspiramos a tratar de mantener el stock, mejorarlo y aumentarlo, a través de medidas más serias”.

Así, se refirió a la búsqueda de “más nacimientos, de que mejore la crianza de los terneros, que uno produzca más, es decir, que haya realmente motivaciones para retener vientres”.

En este sentido, el dirigente destacó la necesidad de “aumentar el peso promedio de faenas, pero con incentivos”.

El presidente de Coninagro expuso que “medidas como esta, que en este momento incentivan a vender los terneros y, en noviembre, a retenerlos, creemos que por ahora van a tener efectos positivos en el precio, pero luego van a aumentar”.

Orden y espacio de debate para las necesidades del campo

Gioino sostuvo que “creo que necesariamente tienen que darnos la posibilidad al sector de poder charlar, sin que se nos vea compitiendo políticamente porque nosotros no queremos esto”.

De esta manera, el dirigente manifestó que “este no es nuestro rol, nosotros no estamos para hacer un partido político, sino para que se vean verdaderamente nuestras necesidades y se arme un programa del sector agropecuario con todos sus rubros”.

En este sentido, resaltó que “de la parte agrícola, sólo se mira la soja pero, por ejemplo, el maíz, es un cultivo realmente rico, y permite importantes usos”.

Así, sostuvo que “al no hablar del biodiesel o de posibles combustibles a partir de las oleaginosas o los granos, como en el caso del maíz, estamos dejando cuentas pendientes”.

Finalmente, Gioino destacó que “tenemos que ordenar y darle realmente un programa a un sector que quiere construir, como siempre lo hizo, para que el país mejore y le vaya bien”.

Por otro lado, argumentó que “cuando escuchamos que las retenciones están bien para un dólar alto, creemos que el beneficiario de esta política cambiaria no es solamente el campo”.

En este sentido, sostuvo que “hay una industria sustitutiva de importaciones, con mucho menos empleo que el campo, a la que le viene bien el dólar alto, hay mucho turismo extranjero en la Argentina, y creo que eso es beneficioso con el dólar alto, hay que pensar esto”.

Verónica Scornik

vscornik@infocampo.com.ar

Tags