Publicidad Bajar al sitio
| Infocampo, noticias del campo

Cosecha maicera: hay 84.000 toneladas perdidas

Se cosecharon más de 2 millones de hectáreas del cereal; según el estudio del Proyecto Nacional de Eficiencia de Poscosecha del Inta se registran 380 kilos promedio de granos por hectárea. Cómo evitarlo.

23.05.2005
Infocampo
Infocampo

Esas pérdidas equivalen a alrededor de u$s61 millones más una cifra similar que se malogran en la poscosecha causadas por el incorrecto transporte y almacenamiento de los granos.

En este contexto, el INTA dispone de una iniciativa denominada Precop (Proyecto Nacional de Eficiencia de Cosecha y Poscosecha de Granos). Dicho programa se ha fijado como objetivo lograr disminuir 20% las pérdidas ocasionadas en la cosecha y poscosecha de granos.

×

Si el objetivo fijado es exitoso, representará para nuestro país un ingreso de u$s300 millones que anteriormente no iban a parar al bolsillo de nadie.

Causas: En cuanto a los factores que incidieron, los técnicos advierten que la falta de lluvias en la época de floración afectó a varias regiones de la pampa húmeda, lo cual influyó directamente en el rendimiento.

Comentaron que “es sabido que el número de hileras por espiga de maíz está determinado principalmente por cuestiones genéticas, mientras que el número de granos por hilera quedará determinado por la disponibilidad de agua y nutrientes en los primeros estadios reproductivos del cultivo de maíz”.

Por lo tanto, en esta campaña fueron comunes los lotes de maíz que aun estando bien implantados con una uniformidad y densidad de siembra adecuada, presentaron una considerable desuniformidad en sus tamaños de espigas.

Desuniformidad: Esta condición del tamaño de espigas, ocasionó que, al momento de cosecha, las espigas de menor tamaño sean muy difíciles de recolectar; por lo tanto, la máquina tiende a desgranarlas; también hay que tener en cuenta que estas espigas de menor tamaño tienen una menor humedad al momento de cosecha, comparadas con de mayor tamaño. Entonces, cuanto más pequeñas, más susceptibles al desgrane serán.

Híbridos: Comentaron, además, que existen diferencias entre los híbridos comercializados en relación con la tenacidad de la inserción de la espiga al tallo y de la facilidad con que estas espigas son deschaladas por la plataforma. Teniendo también estos dos últimos factores, ejercen influencia directa sobre la facilidad al desgrane por la plataforma de la cosechadora. De allí que los aspectos relacionados con el uso de la maquinaria son los que tienen mayor importancia al momento de disminuir las pérdidas por desgrane. La clave está en la velocidad de avance y la regulación de las placas espigadoras.

Tags