Publicidad Cerrar X

Criadores aseguran que el subsidio de $ 11.000 no soluciona la crisis del sector

"Hubiera sido mejor que, en vez de subsidiarse los terneros ya vendidos, se aportara algo para la compra de alimentación de la actual campaña, ya que por efectos de la sequía fue imposible hacer reservas", explicó Norma Urruty, presidenta de la Sociedad Rural de Olavarría.

"Hubiera sido mejor que, en vez de subsidiarse los terneros ya vendidos, se aportara algo para la compra de alimentación de la actual campaña, ya que por efectos de la sequía fue imposible hacer reservas", explicó Norma Urruty, presidenta de la Sociedad Rural de Olavarría.

Productores y asesores de zonas de cría de la provincia de Buenos Aires aseguraron que en caso de poder cobrar los subsidios de hasta $ 11.000 dispuestos por el gobierno nacional, dicha suma es insuficiente para cubrir las pérdidas generadas por la intervención oficial y la sequía.

“Sólo por cada cabeza, se estima que cada productor perdió alrededor de $ 60 por la sequía (por los mayores costos de alimentación)”, dijo hoy a Infocampo Martín Vaquer, asesor del CREA Tapalque II.

“El gobierno ofrece 11.000 pesos para un rodeo de hasta 600 cabezas; con esto el pago entonces sería de apenas $ 18 por vaca”, añadió Vaquer.

De todas maneras, el asesor ganadero dijo que “los subsidios nunca arreglan nada; más allá de que en este caso son totalmente insuficientes, no todos pueden cobrarlos” (en referencia a los que tienen más de 601 vacas).

“Lo que verdaderamente se necesita para sacar la ganadería adelante es liberar de una vez por todas los precios y los mercados”, sostuvo Vaquer.

El mismo concepto lo comparten productores de la zona de Olavarría. Norma Urruty, criadora y presidenta de la Sociedad Rural de esa localidad bonaerense, sostuvo que la compensación de hasta $ 11.000 es “un parche más que se le pone a una situación que empeora con el correr del tiempo”.

“Siempre es muy difícil poder cobrar estos subsidios y los que llegan a obtenerlo lo hacen con mucho atraso. Es imposible poder prever un negocio y prometer un pago”, aclaró Urruty.

“Hubiera sido mejor que, en vez de subsidiarse los terneros ya vendidos, se aportara algo para la compra de alimentación de la actual campaña, ya que por efectos de la sequía fue imposible hacer reservas”, explicó la productora.

Por su parte, Julio Arosteguy, asesor del CREA Mar Chiquita, coincidió en señalar que, más que subsidios, lo que el productor reclama es “la urgente liberación de los mercados para que pueda aumentar la producción”.

“En el  marco actual de desconfianza, sequía y pérdidas es creíble cuando se sostiene que a este paso, en dos años, terminamos importando carne”, afirmó.

Seguí leyendo:

Temas relacionados: