Publicidad Cerrar X

Hoy el mapa político gira en torno de temas impositivos

La oposición dispara contra las políticas oficiales. Los gobernadores de Santa Fe y Córdoba piden ayuda para los productores. Y todos miran las elecciones.

La oposición dispara contra las políticas oficiales. Los gobernadores de Santa Fe y Córdoba piden ayuda para los productores. Y todos miran las elecciones.
infocampo
Por Infocampo

Como sucede desde hace varios meses las retenciones a las exportaciones de granos continúan alimentando las internas políticas de la Argentina. Más aún en este 2009 en el que habrá elecciones legislativas y cada actor político teje alianzas y enemistades bajo su discurso.

Hoy el campo se ha convertido en la bandera de la oposición y hasta ha logrado ingresar a la interna del PJ y llevarse algunos soldados al bando contrario.

Así es que, otra vez, esta semana el pedido de suspensión de retenciones no vino únicamente de la dirigencia rural.

En conferencia de prensa, representantes de la UCR, el socialismo y la Coalición Cívica pidieron la suspensión del cobro de los derechos de exportación de los granos además de la distribución de fondos para asistir a los productores agropecuarios golpeados por la sequía.

Si bien no participó del encuentro, el líder del PRO y jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, se proclamó a favor de la suspensión de las retenciones y pidió que se acabe “la lucha sórdida que tiene el Gobierno contra al campo, porque le hace daño al país”.

Ahora bien, estos no fueron los únicos actores que tomaron el conflicto campo Gobierno para enfrentarse al oficialismo. Empujado por la presión que ejerce su electorado los gobernadores de Santa Fe (Hermes Binner, del socialismo) y de Córdoba (Juan Schiaretti del PJ), también se alinearon en el pedido.

En lo que respecta al líder santafesino, quien intentó actuar como mediador durante el auge de la protesta rural, reclamó una serie de medidas para ayudar al sector agropecuario y agroindustrial al mismo tiempo que solicitó que se estudie la suspensión de las retenciones por 180 días.

En este esquema tan complejo, uno que toma fuerzas de la mano de alianzas y levantando su perfil mediático, no es otro que el ex gobernador de la provincia de Buenos Aires, Felipe Solá.

Totalmente alejado del oficialismo no dudó en declarar a los medios de que el Gobierno está “en una nube de gases”, haciendo referencia a las pocas medidas que estaba tomando respecto a los problemas del campo.

Solá declaró que si fuera funcionario lo primero que haría sería quitar totalmente las retenciones al maíz, y poner un ojo sobre la comercialización de trigo. Además no ahorró críticas contra la Oncca.

Por el momento, el político no definió si será candidato en las elecciones legislativas de este año aunque ya consiguió una aliado de peso: el ex presidente Eduardo Duhalde declaró que es muy posible, si se sube en la carrera, que Felipe Solá gane las elecciones presidenciales de 2011.

Esta alianza era impensada en 2005 cuando se mostraban totalmente enfrentados pero hoy, contra el poder K, han encontrado más de un punto de contacto.

Así es que hoy el campo se convirtió en tema obligado de todos los discursos políticos de la oposición, los disidentes y hasta del oficialismo, pero todavía la solución parece no estar cerca.

(Artículo publicado en la edición de hoy Infocampo Semanario)

Seguí leyendo:

Temas relacionados: