Publicidad Cerrar X

La tendencia en Chicago siguió al buen clima y las ventas de los fondos

Terminó la semana en Chicago, âcon más penas que gloria y la tendencia presionada por el buen clima y ventas de los fondosâ, coincideron los analistas. El trigo tuvo su protagonismo en la plaza de Kansas y en el mercado local.

Terminó la semana en Chicago, âcon más penas que gloria y la tendencia presionada por el buen clima y ventas de los fondosâ, coincideron los analistas. El trigo tuvo su protagonismo en la plaza de Kansas y en el mercado local.

A modo de ejemplo de lo ocurrido esta semana en Chicago, se estimó que ayer los fondos se desprendieron de 4.500 contratos de maíz (560.000 toneladas),  de 1.000 de soja (136.000 toneladas) y de 2.000 de trigo (272.000 toneladas).

A última hora de hoy, el trigo en Kansas se recuperó con fuerza âante rumores que indicaban que Brasil estaría buscando adquirir trigo norteamericanoâ, mientras que en la Argentina el clima tiene a mal traer al cereal.

âPor ahora, en varias regiones el problema es el trigo.  En breve, podría comenzar a trasladarse a la siembra de maízâ, anticipó la consultora Roagro.

En el mercado local, luego de un par de ruedas estables, la demanda de trigo nuevo se reactivó, a partir del ingreso de nuevos compradores.

Al 16/8, las Declaraciones Juradas de Ventas al Exterior de la cosecha nueva sumaban 3.600.000 toneladas, creciendo a un ritmo menor al de semanas atrás.  âNo obstante, la cifra es 20 veces mayor respecto a la misma fecha de 2005â, advirtió Roagro.

En la rueda de hoy, fue éste el mercado de mayor actividad, mejorando a u$s 117 a u$s 119 para los primeros meses de la cosecha.  

El trigo 2005, en tanto, cotizó $330, con descarga rápida y u$s 116 octubre.

 

Maíz, también regido por los fondos

A pesar de los fundamentos alcistas de mediano y largo plazo, básicamente por cuestiones de oferta y demanda, Chicago no logró contrarrestar el efecto negativo generado por una constante salida de los fondos.

âLos inversores venían mostrando carteras muy compradas y una reducción de las mismas estaba descontadaâ, aclaró Carlos Boglioli, para inmediatamente recomendar âestar atentos a sus decisiones y, eventualmente, ver con cuántos contratos deciden quedarse: los más optimistas,  ven que los index-funds mantendrán entre 70 y 90.000 contratos por lo que el fin del proceso de ventas no estaría lejosâ.

En este contexto, el precio local se movió al ritmo de las necesidades de la demanda, independiente de Chicago, llegando hasta $265 – el miércoles y cerrando hoy a $260-. Las reventas de exportadores le dieron liquidez a un mercado que, a menos de $270,  no hubiese generado los niveles de oferta que se observaron en las últimas ruedas.

 

Soja, bendecida por las lluvias

 

La soja, cosecha de agosto, âsigue bendecida por lluvias y todo se encamina a un final felizâ. Sin embargo, faltaría que el USDA convalide este pronóstico semana a semana y en sus próximos reportes mensuales.

âEn la otra punta, los alcistas no se dan por muertos y esgrimen dos armas, hasta ahora inofensivas: una pésima situación en el Delta, con muerte prematura de los cultivos, produciendo granos verdes y de bajo desarrollo, más la amenaza de fríos tempranosâ, aclaró el consultor de Roagro.

Según fecha de entrega y cobro, la oleaginosa cotizaba entre $510 y $515.

Seguí leyendo:

Temas relacionados:

Notas relacionadas: