Publicidad Cerrar X

"Esto es aberrante, ya no se aguanta más"

Radicado en Santa Fe, sostiene que los costos de producción no cesan de aumentar y que la política oficial pone en riesgo la incorporación de tecnología agrícola. "El Gobierno no nos quiere", dice.

Radicado en Santa Fe, sostiene que los costos de producción no cesan de aumentar y que la política oficial pone en riesgo la incorporación de tecnología agrícola. "El Gobierno no nos quiere", dice.
infocampo


Martín Ambrogio es el típico productor que aparece en los medios de comunicación del sector como paradigma del chacarero moderno que pone todo lo necesario para sacar más quintales por hectárea.

Pero en esta entrevista con Infocampo, realizada un día después de que el Gobierno anunciara la suba de retenciones, sacó a relucir espontáneamente su indignación y no se privó de opinar como ciudadano.

-¿Cómo ves la campaña, Martín?

-El aumento de los costos de producción creo que ha sido el gran tema de esta campaña. Vimos cómo crecieron acomodándose a una soja que valía mil pesos. Lo cierto es que el fertilizante fosfatado pasó de 300 a más de 1.000 dólares la tonelada, lo cual es una mala noticia para el campo porque eso reducirá la reposición de fósforo en el suelo y, por ende, que el contenido del nutriente en nuestros suelos siga cayendo.

Otro insumo que aumentó significativamente fue el glifosato, que de venderse a 2,50 dólares el litro hoy cotiza por encima de los siete dólares.

-Tampoco hay que olvidarse de los costos de los servicios.

-¡Ni hablar! Un flete a puerto, de 150 km, que estaba en $38 la tonelada, hoy se está hablando de $56.

En fin, estamos viendo cómo todo aumenta, hasta valores irrisorios. Incluso hasta desabastecimiento en ciertos casos.

-Si tuvieras que presupuestar hoy la siembra de maíz, ¿cuánto necesitarías por hectárea?

-Tendría que volver a hacer el número. Pero pensemos que una bolsa de maíz va a costar unos 30 o 40 dólares más que el año pasado, más el rubro de fertilizantes, el glifo, la atrazina. Es más, con esta incertidumbre no sé si nos podemos plantear cuánto va a costar (hacer) el maíz en agosto, más con las medidas que el Gobierno tomó esta semana.

-¿Cómo te pega la suba de las retenciones?

-Yo creo que es un castigo al productor agropecuario, que nos pone en una situación competitiva muy crítica respecto de los agricultores del mundo. Cuando en cualquier país, el productor agropecuario está subsidiado por el Estado, a nosotros el Gobierno nos acaba de poner el 44% de retenciones.

-Al día siguiente del anuncio, la soja que estaba en $1.100 se cayó a $850. ¿Qué pensás que va a pasar cuando haya que renovar alquileres?

-Y sí, yo tenía alquileres ya pactados y cerrados a $1.050-1.100, pensando en un país normal, donde las expectativas de acá a dos años respecto de los precios internacionales son buenas y entonces uno puede tomar decisiones coherentes. Pero este Gobierno es incoherente. No tolera que haya un sector que gane dinero. Quiere que todos seamos medio pobres. Atenta contra nuestro sector, no dialoga, no es nuestro amigo. Yo te diría que en estas condiciones el campo no aguanta más.

-¿Cómo lo ven esto desde Aapresid?

-En Aapresid estamos impulsandola certificación de la agricultura,pretendiendo que el productorhaga buenas rotaciones agrícolas,que fertilice como corresponde,que haga monitoreos satelitalesy una serie de cuestiones sobremanejo del suelo, de los cultivos,con la idea de que certifique todosesos procesos. De esta forma nosólo el productor va a exportarun grano, sino que además podrádecirle a todo el mundo que lo hizocon un buen proceso productivo.

Pero para esto necesitamos que la empresa rural sea rentable, porque si no no se puede invertir en tecnología. ¿Cómo se puede ser rentable con retenciones del 44% o con un fertilizante tres veces más caro que el año pasado?

-¿Qué es lo que puede llegar a ocurrir para la siembra de la fina?

-Creo que hoy reina la incertidumbre y cada vez que pasa esto no se puede pensar en términos lógicos. Tal vez haya productores que se arriesguen a tomar alquileres caros, pero creo que hay muchos que no lo van a hacer. Yo creo que a pesar de que las retenciones del maíz y el trigo bajaron un poquito, la siembra se va a resentir porque hay otros factores que le quitan el estímulo al productor de hacer cultivos que llevan alta inversión.

-Percibís que se está perdiendo liquidez y que se vuelve al crédito para sembrar.

-Por supuesto, con el nivel de inversión que hay que hacer vuelve el tema del crédito y en alguna medida ya está ocurriendo. Esta liquidez que tenía el productor, que iba a la agronomía y pagaba de contado, ya se está perdiendo.

Esa solidez se está desmoronando a pasos agigantados. Y ojo, porque desde el punto de vista agronómico la situación es mucho más grave que desde lo financiero. Y eso no se está viendo. El productor no está reponiendo nutrientes y eso afecta la productividad.

Seguí leyendo:

Temas relacionados: