Publicidad Cerrar X
| Infocampo, noticias del campo

El cambio climático, la gran amenaza de la alimentación mundial

Más del 80% de las víctimas del hambre en el mundo viven en zonas de desastres naturales o con degradación del medio ambiente

14.10.2016
Infocampo
Infocampo

En el Día Mundial de la Alimentación, desde la FAO (Organización para la alimentación y la agricultura de las Naciones Unidas) llamaron a abordar conjuntamente el cambio climático, el hambre y la pobreza para alcanzar los objetivos de desarrollo sostenible establecidos por la comunidad internacional.

“Las temperaturas más elevadas y las pautas meteorológicas irregulares ya están socavando la salud de los suelos, bosques y océanos de los que dependen el sector agrícola y la seguridad alimentaria”, advirtió el director general de la FAO, José Graziano da Silva en la ceremonia del Día Mundial de la Alimentación que tuvo lugar hoy en la sede de la Organización de la ONU.

“Las sequías y las inundaciones son cada vez más frecuentes e intensas, al igual que los brotes de enfermedades y plagas relacionados con el clima”, señaló, y recordó el impacto perjudicial de El Niño en zonas de África, Asia y América Central y del huracán Matthew en Haití.

“Como es habitual, los más pobres y hambrientos son los que más sufren y la gran mayoría de ellos son pequeños campesinos que viven en zonas rurales de países en desarrollo”, dijo Graziano da Silva

Para el directivo, la adaptación y mitigación al cambio climático es algo fundamental, y esto requiere “un acceso mucho mejor a las tecnologías apropiadas, el conocimiento, los mercados, la información y las inversiones”.

Más alimentos, distribución equitativa

Para alimentar a la población mundial -que será de más de 9.000 millones para 2050- la humanidad necesita producir más alimentos en forma sostenible, cuidando los recursos naturales y reduciendo la pérdida y el desperdicio.

Los recientes compromisos internacionales para la acción, incluyendo el Acuerdo de París sobre el Cambio Climático y la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, reconocen el papel fundamental de la agricultura sostenible para hacer frente al cambio climático, el hambre y la pobreza.

El Enviado Especial de las Naciones Unidas para El Niño y el Clima, Macharia Kamau, indicó que “la Agenda 2030, es en su esencia un programa para combatir la pobreza, asegurándose de que no haya hambre y haya alimentos para todo el mundo; y no existe amenaza mayor que el cambio climático”.

“Hay que cambiar la forma en que abordamos la alimentación y la agricultura. Parte de ese cambio es garantizar que los pequeños productores rurales sean más resilientes que nunca a los impactos del cambio climático”, indicó Kanayo F. Nwanze, Presidente del Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA).

En tanto, la directora ejecutiva del Programa Mundial de Alimentos (PMA), Ertharin Cousin, advirtió que “el cambio climático ya está llevando al límite el sistema humanitario internacional a nivel financiero y operativo, por lo que pasar de las operaciones de socorro a la gestión de riesgos es una tarea urgente. Más del 80% de las víctimas del hambre en el mundo viven en zonas propensas a los desastres naturales y la degradación del medio ambiente. El cambio climático no espera, nosotros tampoco”.

Tags