Publicidad Cerrar X
| Infocampo, noticias del campo

Confirman con un estudio de 30 años que los bosques andinos ayudan a mitigar el cambio climático

La importante tasa de deposición de carbono, convertido en madera, supera a la Amazonia. Investigadores del Conicet determinaron la importancia de bosques tropicales y subtropicales de altura.

22.04.2021
Infocampo
Infocampo

Este jueves, 22 de abril, es el Día Mundial de la Tierra. Como habitantes de ella, una de las grandes preocupaciones de la humanidad de estos tiempos es el cambio climático.

En este sentido, un estudio científicos de largo plazo trajo evidencias contundentes sobre la importancia de los bosques andinos en la mitigación del .

El trabajo internacional fue realizado por investigadores e instituciones de , Bolivia, Perú, Ecuador y Colombia, vinculados a través de la Red de Bosques Andinos (RBA).

La investigación relevó que esto extendidos bosques de altura, tropicales y subtropicales, están actuando como sumideros de carbono y tienen el potencial de servir como importantes refugios de carbono en el futuro.

El avance del equipo de expertos, liderado por Álvaro Duque, de la Universidad Nacional de Colombia, y Kenneth Feeley, de la Universidad de Miami, que tuvo una destacada participación de investigadores del , se enfocó  en mostrar las estimaciones de stock y la dinámica del carbono a escala continental. Fue la primera investigación de este tipo.

Mirá también Cambio climático: según la ONU, solo se logrará una reducción de emisiones del 1% para 2030

En la práctica se analizó una base de datos de 119 parcelas permanentes establecidas en los Andes tropicales y subtropicales distribuidas entre los 7,1° Latitud Norte (Colombia) y 27,8° Latitud Sur (Argentina), 46 de ellas se situaron en el país, en un gradiente de elevación desde los 500 a 3.500 metros sobre el nivel del mar.

Los resultados muestran que en los Andes hay, en promedio, un incremento neto de 0,67 toneladas de carbono por hectárea por año entre 2003 y 2014. Además, la tasa de fijación del carbono andino obtenida (1,01% por año).

DATO: La tasa de fijación de los bosques Andinos es superior a los del Amazonia o del sudeste de Asia. Son sumideros que asimilan a tasas mayores, debido al clima y la edad joven de los árboles. 

Agustina Malizia, una de las autoras del trabajo e investigadora del Conicet, detalló que, “nuestro equipo tiene un sistema de más de 70 parcelas en las desde hace casi 30 años. Una parcela mide una hectárea aproximadamente. Allí determinamos los árboles de manera sistemática cada cinco años: medimos el diámetro de los árboles, contamos cuántos nuevos ejemplares se han incorporado, cuántos se han muerto, entre otros registros”.

A partir de estas mediciones, los expertos estiman cuánta madera se gana o se pierde cada año en estos ambientes.

Ya que el clima del futuro es una gran preocupación para la humanidad, conocer cuánto van a aportar estos bosques a ese balance de carbono es importante para el desarrollo de estrategias de conservación y manejo sustentable.

Según Malizia, “los bosques andinos están contribuyendo a mitigar el cambio climático. Obviamente, no van a cambiar el balance grueso de carbono del planeta, pero sí están contribuyendo de manera confiable. Además, sirven para conservar la biodiversidad, las cuencas y todo el ecosistema donde viven miles de especies y organismos”.

rio san francisco en jujuy
17.08.2021 | Por Infocampo

El río San Francisco podría ser el primer paisaje protegido fluvial de América Latina

En una iniciativa público y privada de la provincia de Jujuy se busca a sentar las bases para la conservación y desarrollo de otras áreas similares.

09.09.2021 | Por Facundo Mesquida

“Consumidor empoderado”: las nuevas tendencias en alimentación según el IPCVA

El cuidado del ambiente cala hondo en los consumidores y recodifica los hábitos alimenticios, que se potencian con las redes sociales.

26.07.2021 | Por Infocampo

El agua, entre los mayores causantes de desastres de los últimos 50 años

La sequía, tormentas e inundaciones, fenómenos relacionados con el agua, son los primeros causantes de desastres económicos y humanos, según la Organización Meteorológica Mundial.