Publicidad Cerrar X

Desde enero, la harina para pastas sube $ 20 por semana

La escasez de trigo sigue presionando sobre el precio de los derivados. Las pastas aumentan desde hoy hasta 15%. El pan fue retocado días atrás.

Presionados por el incesante aumento en el precio de la bolsa de harina, los productos derivados de trigo siguen ajustando valores en el mercado local.

Después del incremento del pan, ahora es el turno de las pastas, que ya habían corregido valores en la primera quincena de enero.

Anoche, los fabricantes del rubro (pastas artesanales, secas e industrializadas) resolvieron aplicar desde hoy un alza de precios de 10 a 15 por ciento.

Aldo Ferreyra, de la cámara del sector, sostuvo que en lo que va del año, el precio de la bolsa de harina para pastas ha aumentado a un promedio de 20 pesos por semana (acumula un alza de 135 por ciento)

Según publicó La Voz del Interior, el próximo lunes, el valor de la bolsa subirá a casi 310 pesos finales (IVA incluido).

En tanto, Néstor Romero, del Centro de Panaderos, dijo que el valor de la harina se está moviendo “casi día a día”. Incluso, aseguró que desde que el sector decidió aplicar un ajuste en el valor del pan, 10 días atrás, la bolsa de harina ya “aumentó 18 por ciento y acumula un alza de 150 por ciento” en el año.

Ayer, en tanto, en un hipermercado ubicado en la zona de Rodríguez del Busto, la góndola que exhibe harinas ofrecía un disimulado faltante de marcas y productos.

Menos molienda. A tono con la menor oferta, el procesamiento viene en baja. En Córdoba, por ejemplo, durante el primer trimestre, la molienda de trigo pan cayó 12 por ciento.

Los datos fueron revelados ayer por la Dirección General de Estadística y Censos de la Provincia, en el marco de su informe de coyuntura económica de Córdoba.

En ese mismo informe, se indica que a nivel nacional, durante igual período, el retroceso fue de 15,5 por ciento interanual. En términos nominales, la retracción de la molienda implica una menor oferta en casi 234 mil toneladas de trigo pan en todo el país.

¿En manos de quién está el trigo remanente? Los cálculos difieren según quien los realiza. Los exportadores, que son los primeros apuntados, deslizaron que a fines de mayo, el sector acumulaba unas 370 mil toneladas.

Desde la producción, en cambio, indican que en poder de la industria local habría menos de un millón de toneladas, mientras que los exportadores tendrían 2,3 millones. También incide la calidad del cereal remanente, que en muchos casos dista de ser la ideal, lo que suma presión a los precios.

Seguí leyendo:

Temas relacionados:

Notas relacionadas: