Publicidad Cerrar X

Misión argentina viaja a Washington a la espera de fallo clave por la deuda

El ministro de Economía, Hernán Lorenzino, y el secretario de Finanzas, Adrián Cosentino, aprovecharán la ocasión para visitar a los abogados del país.

Mientras esperan la respuesta de los fondos buitres a la oferta para saldar la deuda en default y, posteriormente, el fallo de la Cámara de Apelaciones, el equipo económico se preparan para viajar el miércoles a Washington para participar de las reuniones de primavera que realizan todos los años el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM).

Según publicó El Cronista, se espera que el ministro de Economía, Hernán Lorenzino, y el secretario de Finanzas, Adrián Cosentino, aprovechen la ocasión para mantener encuentros con los abogados del estudio Cleary Gottlieb Steen & Hamilton, que defienden a la Argentina en el caso de la deuda.

Luego de recibir la oferta de pago del Gobierno, idéntica a la del canje del 2010, la Cámara de Apelaciones de Nueva York le dio tiempo a los fondos buitres hasta el 22 de abril (lunes próximo) para que respondan al respecto.

Se descuenta que la contestación será negativa y que insistirán en su reclamo de cobrar el 100% de lo que se les adeuda. Por lo tanto, las autoridades argentinas deberán esperar el fallo de la Cámara. Y si es contrario al país, la Argentina deberá planear una estrategia para continuar pagando sus bonos performing sin riesgo de que sean embargados.

En este contexto, Lorenzino y Cosentino participarán de la Asamblea del FMI y el BM, con varias reuniones en la agenda. La actividad de la comitiva comenzará el jueves.

La agenda de la asamblea iniciará lentamente hoy e irá ampliándose con el transcurso de la semana. Incluirá la difusión de las perspectivas del FMI de la economía mundial (WEO, en sus siglas en inglés), en la que desde hace varios años el organismo nunca olvida cuestionar las estadísticas del Indec y la falta de avances en la creación del nuevo índice.

Además, en febrero el organismo sancionó al país por la falta de credibilidad de los índices de inflación y de crecimiento y aplicó una “moción de censura”, además de otorgarle un nuevo plazo de siete meses –hasta septiembre– para que incorpore mejoras en sus indicadores. Si la Argentina no cumple para esa fecha, habría penas más duras.

El eje central de estas reuniones de primavera será la recuperación económica mundial y la crisis en la Eurozona, que será debatido por los ministros de Economía, presidentes de Bancos Centrales y funcionarios de los 188 países miembros de los organismos.

Seguí leyendo:

Temas relacionados:

Notas relacionadas: