Publicidad Cerrar X

Paraguay: Franco envía militares a combatir la guerrilla rural

Tras el asesinato del ganadero Luis Lindstron, el presidente y sus ministros anunciaron que los efectivos trabajarán con la policía en los departamentos San Pedro y Concepción.

Tras el asesinato del ganadero Luis Lindstron, el presidente y sus ministros anunciaron que los efectivos trabajarán con la policía en los departamentos San Pedro y Concepción.

El Gobierno paraguayo anunció la puesta en marcha de un operativo conjunto entre las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional en el departamento de San Pedro, en el centro del país, tras el asesinato del ganadero Luis Lindstron.

Lindstron, de 63 años, fue muerto a tiros en Tacuatí, a unos 210 kilómetros de Asunción. El ministro de Interior, Carmelo Caballero, sostuvo que la hipótesis “más fuerte” es que lo asesinó el Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), un grupo armado que opera en las regiones boscosas del noreste del país y que lo tuvo secuestrado en 2008. 

Según publicó Infobae, el crimen motivó que el ministro de Interior anunciara una “Comisión de Crisis” con la alianza de militares y policiales para incursiones y rastreos en los departamentos de San Pedro y Concepción, zona de influencia del EPP, según informó la agencia estatal IP. 

El ministro también anunció cambios en la jefatura policial del departamento de San Pedro. 

El presidente electo de Paraguay, Horacio Cartes, lamentó y condenó “el vil crimen del que fue víctima Luis Lindstron” y pidió que se haga “justicia en este caso”, según publicó en su cuenta de la red social Twitter. 

Mientras, el presidente de la Asociación Rural del Paraguay (ARP), Germán Ruíz, dijo en una radio local que “la Policía de la zona tiene que ser cambiada totalmente porque todos están complicados, en el sentido de que hay muchas denuncias contra ellos”, según el portal digital del diario Ultima Hora.

Por su parte, el fiscal general del Estado, Javier Díaz Verón, calificó la muerte de Lindstron como “una llamada más de atención para la Policía Nacional”, que, según destacó, es la institución que debe hacer el trabajo preventivo. 

Lindstron había sido secuestrado entre julio y septiembre de 2008 por el EPP y sólo fue liberado tras el pago de un rescate de 300.000 dólares. Su cuerpo fue encontrado hoy por la Policía en un monte, con varios impactos de bala y fuera de su camioneta. Su hermano, Aníbal Lindstron, culpó a la Policía y al ministro de Interior y aseguró que la víctima pagaba desde hacía años “una cuota revolucionaria” al EPP para seguir con vida. 

Seguí leyendo:

Temas relacionados:

Notas relacionadas: