Publicidad Bajar al sitio
| Infocampo, noticias del campo

Silicon Valley está cerca: Argentina ya produce carne vacuna a partir de cultivo de tejidos

Un laboratorio porteño consiguió carne animal, en cuatro semanas, a partir de cultivar músculo bovino . Desafíos y oportunidades de la innovación.

10.12.2019
Pablo Losada
Pablo
Losada

La producción de cultivada es una alternativa de producción actual y que se proyecta como opción alimentaria en el futuro. La investigación sobre este tema crece en el mundo. 

Y como reconocido productor de carne a nivel global, la no podía quedar al margen. Como sucede en Silicon Valley (San Francisco, EE.UU.), el reconocido valle norteamericano donde se concentran la compañía de tecnología emergentes, en Buenos Aires, un laboratorio especializado en el cultivo de tejidos, ya experimentó con resultado exitoso cultivar músculo bovino y conseguir carne a partir de ello.

×

 La licenciada en Biología, Laura Correa (foto 2), directora de la División de Bioingeniería de Laboratorios Craveri, una empresa farmeceútica nacional, es quien trabaja hace veinte años  en el cultivo de tejidos. Ella afirma que “todos los tejidos se pueden reproducir”, claramente incluyendo a la carne.

Por eso, como parte de las áreas de trabajo de los laboratorios, surgió la posibilidad de crear una “startup”, hace cinco años, para cultivar músculo bovino y crear carne de manera artificial. Para llevar a cabo este objetivo, Correa trabaja con un equipo de nueve personas. 

Debido a que no todos los tejidos tienen los mismos requeremientos de regeneración, “dentro del músculo bovino, hay una células precursoras que pueden multiplicarse y generar nuevas fibras musculares. Eso es lo que tomamos del músculo del animal. A esa fracción le brindamos un ambiente especial, como si fuera que ese está desarrolando en el cuerpo del animal”, detalla la científica.

Luego, el proceso continúa con la diferenciación de esas células y que tengan capacidad contractil, como si fueran el músculo que luego se transforma en carne, de acuerdo a lo que explica. Asimismo,  indica que este proceso, desde la toma la muestra hasta la obtención de la células diferenciadas, demora cuatro semanas. 

Una de las principales limitantes de este desarrollo es la escabilidad del proceso. Por eso, muchas startups del mundo están buscando cómo conseguirlo, para dejar de hacerlo de manera artesanal y que el costo de producirlo sea tan alto. 

Si se logra, afirma la científica según lo que se comenta en los grandes foros sobre el tema, es que exista complementariedad entre la producción de carne tradicional y la cultivada.

Por ahora, señala, todos los desarrollos alimentarios a partir de la carne cultivada se correlacionan con productos elaborados ya que este novedoso producto es 100% magro, no contiene tejido adiposo, vasos o nervios, típicos del aspecto y sabor de la carne tradicional. “Para nosotros es prioritaria la escalabilidad, luego el sabor es más fácil conseguirlo”, comenta, considerando que ellos también consiguieron cultivar carne de cerdo y de conejo. 

 

 

05.11.2020 | Por Infocampo

Según el Senasa, las exportaciones de carne caprina casi duplican a las de 2019

El aumento es del 99%, de acuerdo a datos oficiales. Ya hay registrados actualmente 36 destinos externos para la venta.

14.12.2020 | Por Infocampo

Transporte firmó cuatro convenios de inversión con empresas chinas para reactivar líneas ferroviarias de carga

El Gobierno recibirá un préstamo por 4.695 millones de dólares para intervenir 3.384 kilómetros de vías en 14 provincias.

31.12.2020 | Por Infocampo

Cuba promueve el consumo de carne de cobayo y asegura que tiene más proteína que la bovina y porcina

El animal se presentó como “una alternativa rápida y sostenible para alcanzar la soberanía alimentaria” en el marco de la crisis que se profundizó con la pandemia de Covid-19.