Santa Fe, Chaco y Santiago del Estero acordaron obras para el escurrimiento de aguas

En el marco de un encuentro entre representantes del Gobierno Nacional y los gobernadores de Chaco, Domingo Peppo; Santa Fe, Miguel Lifschitz y Santiago del Estero, Claudia Ledesma de Zamora, las provincias acordaron un plan de obras para el escurrimiento de aguas en el Sistema de Bajos Sudmeridionales.

“Hay marcado interés en alcanzar un acuerdo y solución del problema con el acondicionamiento del sistema”, expresó el directivo chaqueño de la Administración Provincial del Agua, Gustavo D’Alesandro. 

En ese sentido, D’Alesandro precisó que “Chaco realizó obras de canales para derivar excesos hídricos hacia los ríos Salado y Paraná pero es necesario rever la situación con las demás provincias el funcionamiento del sistema para evitar inundaciones por problemas que se pueden y deben evitar”.

“Hay un informe sobre el estado actual de todo el sistema en el territorio chaqueño que se está analizando porque seguramente habrá que hacer obras que mejoren su funcionamiento”, agregó, al tiempo que consideró que hace falta “también lograr que las aguas lleguen al río Salado o al río Paraná”.

En la reunión estuvieron presentes Pablo Bereciartua, de Recursos Hídricos de la Nación; el ministro de infraestructura de Santa Fe, José Garibay, y la ministra de Agua y Ambiente de Santiago del Estero, Norma Fuentes.

Marina Friedlander

Periodista