Publicidad Cerrar X

Inauguraron el primer observatorio de clima, sequía y erosión en la Patagonia Austral

Las instalaciones se encuentran en el INTA Río Gallegos, Santa Cruz y permitirán potenciar las actividades productivas de la región. La inversión, que superó los de 10 M de pesos, fue financiada por la Fundación ArgenINTA.

infocampo

Juan Balbín –presidente del INTA– inauguró oficialmente el primer observatorio de clima, sequía y erosión en la Patagonia Austral y el laboratorio de análisis de calidad de alimentos y forrajes que permitirán avanzar en investigaciones y estudios para anticiparse a los fenómenos que condicionan las actividades productivas de la región. Las instalaciones se encuentran en el INTA Río Gallegos, Santa Cruz y permitirán potenciar las actividades productivas de la región. La inversión, que superó los de 10 M de pesos, fue financiada por la Fundación ArgenINTA.

Segun informaron desde el instituto, “En su discurso, Balbín se mostró orgulloso por la inauguración, al tiempo que destacó el rol y la función que cumple la Fundación ArgenINTA al acompañar y aportar al INTA en el desarrollo de infinidad de proyectos”

“El gran capital del INTA es nuestra gente, su compromiso y la visión de conjunto de un organismo que aporta en un espectro mucho más amplio que una tecnología puntual y lo aborda desde la investigación hasta la extensión”, subrayó el presidente del organismo.

“Dentro de los desafíos que tenemos, debemos considerar a la agroindustria como vector de trabajo en el territorio. En este sentido, resulta trascendental que desde nuestra institución generemos todas las capacidades tecnológicas en la producción y en la apertura de mercado”, aseguró.

En esta línea, se refirió a la integración de nuestro país en el mundo y destacó los requerimientos ambientales, sanitarios y productivos que se deberán cumplimentar. “Estas cuestiones como así también la trazabilidad y certificación de los procesos forman parte de nuestros objetivos como instituto de tecnología” y agregó: “Los organismos técnicos tenemos que mirarnos como un conjunto que abastece a un mundo complejo con diversas realidades que nos reclama”.

A su turno, Sergio Pena –director del INTA Santa Cruz– reconoció sentir un “enorme orgullo y responsabilidad” al inaugurar esta obra que compromete al organismo a generar información para el desarrollo sustentable de la región.

Agradeció a la Fundación ArgenINTA, a los socios en el territorio, a la universidad, al consejo agrario y principalmente a los productores a quienes consideró “eje central y principales destinatarios de la obra” y los invitó a formar parte del proyecto de alto impacto en la región.

“Este proyecto debe servir para generar información necesaria que aporta al desarrollo regional de la mano de la innovación, debe fortalecer la producción en cantidad y calidad, al tiempo que debe afianzar las relaciones entre las instituciones que generen la sinergia necesaria para avanzar hacia redes más eficientes”, aseguró Pena.

Balbín: “El gran capital del INTA es nuestra gente, su compromiso y la visión de conjunto de un organismo que aporta en un espectro mucho más amplio que una tecnología puntual”.