Publicidad Cerrar X

Se cosecharon 1,4 millones de toneladas de girasol con un rinde promedio de 19,3 qq/ha

Ya se recolectó el 43% de la superficie de la oleaginosa.

infocampo

Luego de una semana con óptimas condiciones climáticas que permitieron continuar con las labores de recolección sobre los principales núcleos girasoleros del país, el progreso nacional de cosecha alcanzó el 43,5 % de la superficie apta, según lo relevado por la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA). El avance intersemanal de 9,2 puntos porcentuales se concentró principalmente sobre el sur de Córdoba, Zona Núcleo Norte y Sur, y centro este de Entre Ríos, donde quedan pocos lotes para ser trillados en los próximos días. El rinde medio ascendió a 19,3 qq/ha, acumulando un volumen parcial cercano a las 1,4 MTn, de acuerdo a la BCBA.

“La cosecha de la oleaginosa cobró mayor fluidez sobre Buenos Aires, donde los primeros rendimientos recolectados sobre el sector sudeste y sudoeste de la provincia, se ubicaron por debajo de las expectativas al inicio de la campaña, como consecuencia del déficit hídrico que presentó la región durante las etapas críticas de floración y llenado de grano. Es por esta razón, que la proyección de producción se ajusta a 3.300.000 toneladas, un 5,7 % inferior a nuestra última publicación, y que de concretarse hacia el final del presente ciclo reflejaría un nuevo incremento interanual del 32 % (Producción 2015/16: 1,22 MTn)”, detalló el Panorama Agrícola Semanal (PAS) de la BCBA.

Por otra parte, en el centro de Buenos Aires, la cosecha avanza principalmente sobre las localidades de Azul, Las Flores, 25 de Mayo, Bolívar y Saladillo, donde los rindes varían entre los 18 qq/ha y 25 qq/ha, con algunas pérdidas de área debido a los últimos excesos hídricos que provocaron vuelco de plantas. En el norte de La Pampa y el oste de Buenos Aires, la cosecha habría alcanzado el 20 % del área apta, con un rinde medio que ascendió a 23,7 qq/ha y un volumen parcial superior a las 59.000 toneladas, indicó el PAS. “Los buenos resultados productivos sobre ambientes de loma y media loma, que sufrieron en menor medida los anegamientos acumulados, se ubicaron entre 24 qq/ha y 26 qq/ha, mientras que ambientes bajos sobre el oeste bonaerense presentaron mayores mermas sobre su potencial de rinde”, informó el reporte.

Según lo relevado por la BCBA, en el sudoeste de Buenos Aires y sur de La Pampa, las labores de recolección se concentraron en mayor proporción sobre las localidades de Salliqueló, Casbas, y Pigüé, con rendimientos que presentaron gran heterogeneidad y promediaron entre 12 qq/ha y 30 qq/ha. Situación similar ocurrió sobre el Sudeste de Buenos Aires, donde en los días previos a esta publicación se relevaron las primeras labores de cosecha de lotes tempranos. Los primeros rendimientos, que oscilaron entre 13 qq/ha y 28 qq/ha, se ubicaron por debajo de las expectativas productivas para la región debido al stress termohídrico que sufrieron los lotes durante la primavera-verano. Si bien durante el mes de febrero se registraron precipitaciones en el sur de Buenos Aires, gran parte de la oleaginosa implantada ya había transitado las etapas de floración y llenado de grano bajo una condición de humedad regular a sequía. Este fenómeno se agravó en mayor medida sobre el sector continental del sudeste bonaerense, siendo mejores las expectativas de rendimiento relevadas sobre la región costera.