Publicidad Bajar al sitio
| Infocampo, noticias del campo

Trigo: 9% de rentabilidad en los campos arrendados

Según un informe preparado por AACREA, con los actuales precios para el trigo, y los esperados para el 2006, la decisión de alquilar un campo o trabajar el propio tiene rentabilidad inferior a la del 2004. El productor tiene varias opciones a la hora de decidir cómo encarar la campaña de trigo. Puede optar entre trabajar el campo propio, darlo en alquiler y alquilar tierra de terceros.

23.06.2005
Infocampo
Infocampo

Considerando un establecimiento de la zona sudoeste de la provincia de Buenos Aires, existen seis situaciones posibles: administración del campo propio con dos niveles productivos; alquiler del campo a terceros; alquiler del campo de un tercero y administración del campo propio con simultáneo alquiler del campo de un tercero.

En el caso del campo propio, de 500 hectáreas administradas por su dueño, con niveles de producción de 36 q/ha de trigo o más, se obtiene un resultado final, descontando gastos directos, gastos de administración, estructura e impuestos y considerando el interés del capital circulante, de u$s108/ha, y la rentabilidad es de 4 por ciento.

×

En un campo similar al anterior, pero con niveles de producción de 26 q/ha de trigo, el resultado por hectárea se reduce a u$s33, con lo cual la renta cae drásticamente al 1,42 por ciento.

Con respecto al campo propio alquilado a terceros, cobrando el dueño 10 q/ha y pagando los gastos indirectos, que es la situación del dueño de la tierra que alquila una parte de tierra. Según precios del Mercado a Término para enero del 2006, se obtiene un resultado final de u$s69/ha, y una rentabilidad del 3,1 por ciento.

Si se trata de un campo alquilado por un tercero que paga 10 q/ha y alcanza niveles de producción medios-altos (es la situación del que trabaja el campo pero no es el dueño de la tierra, el resultado final, una vez descontado el alquiler, es de u$s20 por hectárea, siendo la rentabilidad de 9 por ciento. La renta, al ser referida a poco capital, resulta muy elevada.

Cuando la alternativa es tener campo propio más campo alquilado, y se producen niveles medios-altos, en un total de 1.000 hectáreas, a 10 q/ha la parte alquilada, se alcanza un resultado de u$s64 por hectárea. La rentabilidad es de 5 por ciento.

Finalmente, en un planteo similar al anterior pero con niveles de producción bajos, el resultado final es de u$s27/ha, y la renta decae a 2 por ciento.

Precios 2006

Considerando una reducción de los actuales precios de trigo a 10%, la rentabilidad resulta muy afectada en todos los casos, oscilando en niveles de entre 0,48% en planteos de baja producción en campos alquilados, y 3% en campos propios con altos rindes.

Sigue demorada la siembra

Según el último informe de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, al 4 de junio la cobertura con trigo alcanza 11,4% de la superficie nacional a implantarse con el cereal fino, que alcanzaría cerca de 5.85 millones de hectáreas.

La demora obedece a la indefinición del sector productor y a la falta de humedad edáfica en el extremo sur de Buenos Aires, la principal región de implantación del cereal.

Como contraparte, su exceso en Entre Ríos limita las coberturas tempranas. La ausencia de lluvias importantes y la menor rentabilidad del cultivo comienza a recortar las expectativas de siembra, proyectando a la fecha una merma de 4% respecto de la campaña anterior, aunque los precios esperados para comienzos del 2006, producto de esta menor siembra, estarían indicando una leve recuperación.

En las provincias norteñas se prevén incrementos en el Chaco, Santiago del Estero y Tucumán, y la implantación en estas regiones continúa liderando los avances. En Tucumán la siembra de variedades adaptadas al calor estaría concluida.

Laura Freidenberg

redaccion@infocampo.com.ar

Tags

Trigo: 9% de rentabilidad en los campos arrendados

Según un informe preparado por AACREA, con los actuales precios para el trigo, y los esperados para el 2006, la decisión de alquilar un campo o trabajar el propio tiene rentabilidad inferior a la del 2004.

09.06.2005
Infocampo
Infocampo

El productor tiene varias opciones a la hora de decidir cómo encarar la campaña de trigo. Puede optar entre trabajar el campo propio, darlo en alquiler y alquilar tierra de terceros.

Considerando un establecimiento de la zona sudoeste de la provincia de Buenos Aires, existen seis situaciones posibles: administración del campo propio con dos niveles productivos; alquiler del campo a terceros; alquiler del campo de un tercero y administración del campo propio con simultáneo alquiler del campo de un tercero.

×

En el caso del campo propio, de 500 hectáreas administradas por su dueño, con niveles de producción de 36 q/ha de trigo o más, se obtiene un resultado final, descontando gastos directos, gastos de administración, estructura e impuestos y considerando el interés del capital circulante, de u$s108/ha, y la rentabilidad es de 4 por ciento.

En un campo similar al anterior, pero con niveles de producción de 26 q/ha de trigo, el resultado por hectárea se reduce a u$s33, con lo cual la renta cae drásticamente al 1,42 por ciento.

Con respecto al campo propio alquilado a terceros, cobrando el dueño 10 q/ha y pagando los gastos indirectos, que es la situación del dueño de la tierra que alquila una parte de tierra. Según precios del Mercado a Término para enero del 2006, se obtiene un resultado final de u$s69/ha, y una rentabilidad del 3,1 por ciento.

Si se trata de un campo alquilado por un tercero que paga 10 q/ha y alcanza niveles de producción medios-altos (es la situación del que trabaja el campo pero no es el dueño de la tierra, el resultado final, una vez descontado el alquiler, es de u$s20 por hectárea, siendo la rentabilidad de 9 por ciento. La renta, al ser referida a poco capital, resulta muy elevada.

Cuando la alternativa es tener campo propio más campo alquilado, y se producen niveles medios-altos, en un total de 1.000 hectáreas, a 10 q/ha la parte alquilada, se alcanza un resultado de u$s64 por hectárea. La rentabilidad es de 5 por ciento.

Finalmente, en un planteo similar al anterior pero con niveles de producción bajos, el resultado final es de u$s27/ha, y la renta decae a 2 por ciento.

Precios 2006

Considerando una reducción de los actuales precios de trigo a 10%, la rentabilidad resulta muy afectada en todos los casos, oscilando en niveles de entre 0,48% en planteos de baja producción en campos alquilados, y 3% en campos propios con altos rindes.

Sigue demorada la siembra

Según el último informe de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, al 4 de junio la cobertura con trigo alcanza 11,4% de la superficie nacional a implantarse con el cereal fino, que alcanzaría cerca de 5.85 millones de hectáreas.

La demora obedece a la indefinición del sector productor y a la falta de humedad edáfica en el extremo sur de Buenos Aires, la principal región de implantación del cereal.

Como contraparte, su exceso en Entre Ríos limita las coberturas tempranas. La ausencia de lluvias importantes y la menor rentabilidad del cultivo comienza a recortar las expectativas de siembra, proyectando a la fecha una merma de 4% respecto de la campaña anterior, aunque los precios esperados para comienzos del 2006, producto de esta menor siembra, estarían indicando una leve recuperación.

En las provincias norteñas se prevén incrementos en el Chaco, Santiago del Estero y Tucumán, y la implantación en estas regiones continúa liderando los avances. En Tucumán la siembra de variedades adaptadas al calor estaría concluida.

Laura Freidenberg

redaccion@infocampo.com.ar

Tags