Publicidad Cerrar X

A mitad de febrero empieza el control de stock a productores de cebolla

El Senasa informó el inicio de la medida en Río Negro, donde se produce casi el 50% que se consume en nuestro país y más del 80% que se exporta. El objetivo es fortalecer las garantías de sanidad en origen y calidad e inocuidad de los bulbos comercializados.

A partir del 17 de febrero próximo, inicia el control de stock a productores de cebollas ubicados en la cuenca regada por el río Colorado, donde confluyen el extremo sur de la provincia de Buenos Aires con el Noreste de la provincia de Río Negro.

El organismo que efectuará esta tarea es el el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), con el objeto de fortalecer las garantías de sanidad en origen y calidad e inocuidad de la cebolla convenientemente procesada y acondicionada para las etapas comerciales.

Esta región es el principal polo productor de cebolla. Desde allí sale casi el 50% de la cebolla que se consume en nuestro país y más del 80% de la que se exporta.

En este sentido, el Senasa desarrolló una nueva funcionalidad en el Sistema Integrado de Gestión del Documento de Tránsito Vegetal (SIGDTV). En la medida que los establecimientos productivos comienzen a utilizarla, beneficiará a la programación de los envíos y brindará una correcta administración de las cantidades de cada partida destinada a empaques o mercados.

De esta forma, se verá fortalecida la trazabilidad a lo largo de la cadena y facilitará la autogestión y la operatoria en todos y cada uno de los eslabones intervinientes.

Este sistema provee la plataforma donde autogestionan todos los actores del sector. Entre otras bondades, responde a la complejidad y diversidad de las actividades productivas, de acondicionamiento, comerciales y logísticas en cada uno de los canales de distribución, tanto para el abastecimiento local como para los que ostentan un destino vinculado a la exportación.

Cada productor, en virtud de sus declaraciones en el Registro Nacional Sanitario del Productor Agropecuario (Renspa), podrá gestionar libremente toda su capacidad instalada. A su vez, cuenta con un adecuado sistema de información en tiempo real a disposición de cada interesado y le da un ”plus” de garantía de origen a la cebolla despachada, que sin lugar a dudas potenciará las virtudes innatas de la producción local, los muy buenos rindes y una alta calidad, ajustada a las exigencias normativas, dos variables claves para poder llegar en forma competitiva a todos los mercados.

Temas relacionados: