Publicidad Bajar al sitio
| Infocampo, noticias del campo

Visita a la granja: ¿Recorredor, Supervisor o Extensionista?

Tenemos que entender que es mejor realizar una visita de buena calidad para entender la problemática de cada granja y así llegar a mejorar los resultados productivos, resultados que sabemos llevarán a que el integrado gane más dinero y la empresa que produce pollos, también.

14.10.2020
Infocampo
Infocampo

*Por M.V. Emiliano G. Gil, consultor Técnico de Aves en Cargill Animal Nutrition

Introducción

Esta es una pregunta que surgió después de varios años de realizar los tres trabajos sin darme cuenta.
Las empresas avícolas normalmente llaman a sus Cuerpos Técnicos -o sea, a los responsables de verificar los galpones de la compañía- “” o “”.

×

En Brasil, el mayor exportador del mundo de carne aviar, este concepto ya cambió y lo llaman “”.

Me parece muy interesante entender la diferencia entre cada uno de ellos. Revisemos un poco los significados:

Recorredor

Es la persona idónea que tiene como función recorrer y controlar los galpones de engorde.

Conozco varios recorredores -es más, fui recorredor-. Teníamos la función de pesar los pollos, completar las planillas de producción y visitar la mayor cantidad posible de , porque necesitábamos los datos para pasar al sistema informático y poder decidir qué galpones sacar de acuerdo con el peso y la mortalidad.

Muchas veces teníamos jornadas de 12 a 14 hs de trabajo, pero lo más importante es la cantidad de km que hacíamos por día.

En esas visitas a los galpones, ni esperábamos que saliera el encargado de la granja para ver los pollos y veíamos los galpones rápidamente, anotábamos todo, mirábamos los pollos y seguíamos viaje.

Supervisor

Ya involucra un enfoque más técnico, con más control. Es alguien que siempre está buscando los errores y verifica que se cumplan las normas de manejo que cada empresa tiene (es decir, seguir el manual de buenas prácticas de producción, remarcando los errores para que se corrijan).

Muchas empresas tienen supervisores, los cuales son capacitados constantemente, con altos conocimientos técnicos del manejo, ambiente y hasta sanidad avícola.

Ahora el problema de esto es que muchas veces las capacitaciones no llegan al personal de granja, a los que están día a día con las aves.

Extensionista

Este enfoque, a mi entender, es el mejor. Veamos la definición:

Extensión, en la acepción corriente del término, se usa como sinónimo de “asesoramiento”, “difusión”, “transferencia”, etc.; es decir, para acciones diversas dirigidas a informar y transmitir noticias y conocimientos.

La “misión” de extensión no es enseñar cosas, sino cultivar el intelecto del hombre de campo y de la comunidad rural enseñando cosas.

Este es un enfoque mucho más amplio que ir a recorrer o supervisar los galpones; es más bien entender al dueño de la granja, su familia y su negocio. Es realizar una visita a la granja con tiempo de calidad, entendiendo la posición de la persona a cargo del cuidado de los pollos, si es empleado de la propia empresa, o es empleado del integrado o es el dueño de la granja. A su vez, deberemos entender en qué momento de la vida está esa persona.

Entendiendo la granja

Hay algunos puntos a considerar como, por ejemplo, la edad del dueño de la granja:

Joven
  • Más disposición para el trabajo.
  • Menos ocio y consumo en U$D.
  • Más endeudamiento.
Mediana Edad
  • Equilibrio entre trabajo y ocio.
  • Disposición para el trabajo x ahorro para el futuro.
Tercera Edad
  • Menor disposición para el trabajo e inversiones (deudas).
  • Mayor preocupación con el ocio y formación de caja.

Sólo entendiendo esto vamos a poder avanzar un poco más, afinando la visión. Lo que sí es necesario entender es que la visita debe estar sí o sí acompañada por el responsable de tomar las decisiones en la granja, de lo contrario deberemos entender que tendremos que abortar la visita porque perderemos el tiempo.

Una cosa a tener en cuenta es el historial de la granja (o por lo menos, ver cómo fue en la última crianza), ver la ficha del lote anterior y las anotaciones en ella, para ver si se siguen repitiendo los errores de manejo o los conceptos fueron aprendidos para avanzar con otro tema.

Hay muchos autores que dicen que las entrevistas informales son un arte y, como tal, incluye creatividad y técnicas que, si son usadas de manera apropiada, marcan la diferencia entre el éxito y el fracaso. Esto es muy importante, porque ¿Cuántas veces vamos a la misma granja y nos encontramos siempre con los mismos errores? Y si miramos en la ficha de crianzas anteriores, vemos que siempre escribimos las mismas recomendaciones. Entonces es tiempo de cambiar la metodología de visita a la granja.

La importancia de realizar buenas preguntas

Para poder manejar el arte de las entrevistas y comprender el perfil de quien nos recibe, es fundamental realizar bien las preguntas; el tiempo vale, y recordemos que quizás no volvamos a la granja por varios días.

Entonces lo primero a entender es que no debemos hacer preguntas cerradas, o sea que son contestadas con un sí o no, por ejemplo:

¿Da de comer en el papel en la noche en la primera semana?
La respuesta será sí o no.
Lo ideal sería hacer preguntas abiertas, como por ejemplo:

¿Cómo es la forma de alimentar en la noche de la primera semana?
Esta es una pregunta abierta por que dejamos que nos cuenten cómo hacen el trabajo. Debemos estar muy abiertos, la escucha activa, y lo más importante: no interrumpir ni gesticular delante del granjero para no inhibir su respuesta.

Demuestre que usted está ahí para entender.

Es muy importante anotar las respuestas y más importante aún, verificar si lo que entendimos es lo que nos dicen (decir por ej. “volviendo a chequear”, “dejame ver si entendí…”, y repita la respuesta dada).

Las preguntas de preferencia deben estar mentalizadas. Si es necesario, use una “orden” de forma discreta y recuerde no hacer preguntas estilo “ametralladora”.

Otra cosa para evitar es el “síndrome del entrevistador” (preguntar más de lo necesario) y el “síndrome del policía” (queremos que se explayen en sus respuestas).

La conclusión del diagnóstico da inicio a otra etapa de extensión: si la conclusión indica la necesidad de realizar ajustes en los procesos, planificar la acción con “Educación de adultos”.

El método del arco

Es muy interesante este sistema de enseñanza de adultos, porque nos saca del esquema en que uno es el profesor y los demás escuchan, para entender que quienes comienzan a verificar los errores y corregirlos son los mismos productores, empiezan a tomar protagonismo.

Esta metodología utiliza todos los principios del aprendizaje del adulto:

  • Hacer pensar
  • Provocar la reflexión
  • Estimular la participación
  • Crear consciencia del problema
  • Valorizar la experiencia
  • Buscar identificación de la causa
  • Explicar los por qué, con argumentación técnica
  • Quien va a ejecutar participa de la solución
Capacitación Constante en Granja

A mi entender este es uno de los factores claves para que este sistema funcione, porque el personal que está en granja día a día con los pollos necesita ser capacitado y tenido en cuenta.

Además de esto, es muy importante que cada capacitación cuente con una hoja de asistencia y que cada uno firme que asistió a la capacitación; de esta las personas toman responsabilidad.

Y a la hora de ir a la granja y encontrar algún error de manejo, lo podemos usar en la capacitación como motivo de corrección. Por ejemplo, si en la capacitación indicamos que el bebedero debe estar los tres primeros días a la altura del ojo del pollo, y luego vemos que el bebedero está más alto o bajo, podemos preguntar: “Vos estuviste en la capacitación de la primera semana. ¿Te acordás cómo debe ser la altura del bebedero?” De esta forma nosotros no decimos nada y el que se va a dar cuenta del problema y plantear la solución será el granjero.

Otro tema muy importante es dejar un folleto de la capacitación con los puntos claves: esto es muy reconocido por los granjeros y, por otro lado, sirve como guía de manejo.

Conclusiones

Es fundamental ver que la persona o encargado de granja que está presente durante toda la crianza -es decir, los 45 días o las 1080 horas- debe ser capacitado como el cuerpo técnico. Todavía hay empresas que siguen produciendo pollos como hace 10 o 20 años.

Tenemos que entender que es mejor realizar una visita de buena calidad para entender la problemática de cada granja y así llegar a mejorar los resultados productivos, resultados que sabemos llevarán a que el integrado gane más dinero y la empresa que produce pollos, también.

Hoy en día con los sistemas de tecnología, cualquiera tiene un celular y los datos ya se pueden enviar por distintas vías.

23.09.2020 | Por Infocampo

Motta, el grupo avícola que recibió a Alberto Fernández y le dio su apoyo: “No está solo”

"El país tiene un potencial que podemos lograr", expresó Héctor Motta, titular de la compañía que invirtió más de US$ 40 millones para ampliar sus plantas y contratar más personal.

16.07.2020 | Por Infocampo

Revelan que las aves carroñeras de la Patagonia no son dañinas para el ganado

Así lo muestra un artículo de un equipo de investigadores de la Universidad Nacional del Comahue y CONICET. Con estos datos, buscan evitar la muerte masiva de ejemplares de estas especies por envenenamiento.

09.10.2020 | Por Infocampo

La campaña de Liz Solari junto a famosos contra las “mega fábricas de cerdos chinas en Argentina”

La modelo lanzó una petición a Alberto Fernández,  Cancillería, a los ministerios de Agricultura, Economía y Ambiente y a la Embajada de China para frenar el convenio bajo el argumento de que provocará "nuevas pandemias".