| InfocampoTV

Por las lluvias, vuelven a recortar la proyección de siembra de soja

“Además, las lluvias elevan a 2,2 M las hectáreas implantadas con soja que están en condiciones regulares a malas, en las que 500 mil ha están muy comprometidas por los excesos hídricos”, informó la BCR.

Print Friendly, PDF & Email
15.01.2019 | Por Facundo Mesquida
Facundo
Mesquida

Periodista

La Bolsa de Comercio de Rosario dio a conocer que se recortaron 200.000 hectáreas más de la proyección de soja para la actual campaña. El motivo continúa siendo que las precipitaciones no dan tregua, entorpeciendo la siembra y resiembra de algunas zonas.

“Por tercer mes consecutivo, las lluvias vuelven a quebrar las estadísticas. Las precipitaciones de enero son inéditas tanto por volumen, cobertura y frecuencia. Sin tregua y con 4 días por delante que pueden ser muy complicados por nuevas descargas, las lluvias impiden concretar siembras y resiembras, aparte de que arrasaron con lotes implantados en el norte Argentino”, indicó la Guía Estratégica para el Agro.

Según la Bolsa: “en los últimos 7 días las lluvias han continuado, con jornadas de lluvias muy destacadas. La gran presión pluvial que se mantiene sobre gran parte del país, y en especial en el centro y norte, produce un segundo ajuste de la superficie sembrada en soja. El área intencionada se reduce 200 mil ha más, pasando ahora a totalizar 17,6 M de ha. Hace unos días, en la semana pasada, se había hecho un primer recorte de área por los excesos hídricos de 100 mil ha. Pero los pronósticos que alertaban por nuevas descargas se han cumplido con un impacto y una gravedad mayor de la que se esperaba. El descuento de hectareaje se hace en Santiago del Estero, Chaco, Entre Ríos, norte y centro sur de Santa Fe y sobre el centro de Buenos Aires. Además, las lluvias elevan a 2,2 M las hectáreas implantadas con soja que están en condiciones regulares a malas, en las que 500 mil ha están muy comprometidas por los excesos hídricos”.

Las lluvias de enero

El informe de la Bolsa sostiene que “desde el primero de enero de 2019, en solo 14 días las lluvias envolvieron casi por completo a las 7 provincias del este argentino con acumulados mayores a los 100 mm. Se tratan de Formosa, Chaco, Santiago del Estero, Corrientes, Santa Fe, Entre Ríos, y al 70% de Buenos Aires. Tambien estos acumulados alcanzaron a la mitad oriental de Tucumán y Salta, al NE de La Pampa y en Córdoba, a los departamentos Marcos Juárez y Unión”.

“En lo que refiere a estos primeros 14 días del 2019, el este de Santiago del Estero, norte y oeste de Santa Fe, junto al norte entrerriano y gran parte de Corrientes superaron los 250 mm. En este período Reconquista (Santa Fe) acumuló 292 mm, La Paz (Entre Ríos) 310 mm. Pero hay zonas con más de 400 mm, cómo en Paso de los Libres (Corrientes) con 468 mm, Resistencia (Chaco) con 424 mm, o Mercedes (Corrientes) con 407 mm”, indicó el GEA.

Los pronósticos no son alentadores

El informe finalizó con malas noticias, asegurando que en “los próximos 4 días pueden ser muy complicados por nuevas descargas. Entre el día martes (15/01) y miércoles, se esperan lluvias de 30 a 50 mm en el centro de Santa Fe y Entre Ríos. Del día jueves en adelante, se podría producir un evento de lluvias importante que afectarían a las zonas más comprometidas en el centro norte de Santa Fe y en el noreste argentino. Las tormentas pueden dejar montos acumulados muy significativos”.

19.04.2018 | Por Marina Friedlander

Se remató el primer lote de soja de la campaña a $15.500 la tonelada

Durante el acto, Alberto Padoán, presidente de la BCR, remarcó que por la sequía la cosecha 2017/18 se retrotraerá a 37 millones de toneladas.

11.12.2018 | Por Facundo Mesquida

Los contratos de soja cerraron con ligeras ganancias y se ubicaron en torno a 336 U$S/tn

Los granos cerraron mixtos en una jornada marcada por la publicación del informe mensual del USDA

08.08.2018 | Por Marina Friedlander

Prevén que comenzará a llover en Brasil y que aumentará el caudal del río Paraná

Según expertos de la Bolsa de Comercio de Rosario, la situación podría revertirse, aunque el agua demoraría cerca de 30 días en llegar al Gran Rosario, la zona más afectada.